Aquellos que aprovechan las fiestas de Carnaval, durante el mes de febrero, para cometer actos delictivos tienen las horas contadas, pues la Policía Nacional desplegará a unos 600 efectivos del orden para garantizar la seguridad y la paz pública en Lima, informó hoy el jefe de la Séptima Región Territorial Policial, Javier Uribe Altamirano.

Aquellos que aprovechan las fiestas de Carnaval, durante el mes de febrero, para cometer actos delictivos tienen las horas contadas, pues la Policía Nacional desplegará a unos 600 efectivos del orden para garantizar la seguridad y la paz pública en Lima, informó hoy el jefe de la Séptima Región Territorial Policial, Javier Uribe Altamirano.

En el marco del lanzamiento del Plan Carnaval 2008, en la sede del Escuadrón Verde, la autoridad policial precisó que en esta tradicional práctica suelen cometerse actos de pandillaje y delitos contra la propiedad pública y privada, por lo que es necesario tomar acciones.

En ese sentido, indicó que en los distritos donde se juega de forma intensa los carnavales, las respectivas jefaturas policiales asumirán su responsabilidad y realizarán constantes labores de patrullaje para neutralizar eventos de esta naturaleza.

Uribe Altamirano agregó que las fuerzas del orden se encargarán de realizar un trabajo principalmente disuasivo para que la ciudadanía participe con prudencia en los juegos de carnaval dominicales.

“Se sabe que los juegos carnavalescos desencadenan en pandillaje y delitos contra el patrimonio. Debemos hacer un trabajo disuasivo para no se genere un impacto negativo sobre los transeúntes y los vehículos, o se produzcan infracciones a la libertad de tránsito”, anotó. Enfatizó que la Policía realizará las intervenciones que correspondan de acuerdo a ley para impedir estos actos.

 

Redacción En Línea

Administrador de contenidos de Grupo Periodismo en Línea

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.