El congresista Javier Velásquez Quesquén calificó de maldad las versiones que señalan que existiría una “mano aprista” que busca desprestigiar el trabajo que viene llevando adelante la Comisión de Ética del Congreso.

El congresista Javier Velásquez Quesquén calificó de maldad las versiones que señalan que existiría una “mano aprista” que busca desprestigiar el trabajo que viene llevando adelante la Comisión de Ética del Congreso.

Dijo, que lamentaba que se le éste involucrando en este tipo de hechos, al mismo tiempo que negó que él haya entregado, tal como se afirma en algunas publicaciones periodísticas, documentación a la congresista Karina Beteta, referido al informe final sobre el caso del legislador José Vega.

No se nada del tema, expresó el representante aprista, y en ningún momento he remitido o entregado algún tipo de documento que haya tenido que ver con quien elaboró el informe final sobre el pedido de suspensión del legislador José Vega.

“Estas afirmaciones son totalmente falsas y a la vez es una maldad que se hacen con la única finalidad de desprestigiarme y dañar la buena reputación ganada a su labor parlamentaria transparente ante la opinión pública. La verdad no se que tipo de intereses habrán detrás de este tipo de noticias. Espero que tanto, la presidenta de la Comisión de Ética, Elizabeth León y la parlamentaria Karina Beteta salgan a esclarecer este tema”, manifestó Velásquez Quesquén.

 

Redacción En Línea

Administrador de contenidos de Grupo Periodismo en Línea

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.