La grabación de de la comunicación entre el siniestrado el pasado miércoles en Argentina, con un saldo de 51 muertos y 703 heridos, y el centro de control no revela que el haya dado alerta por un fallo en los frenos.

El contenido de la comunicación fue dado a conocer hoy por la prensa local y revela que el sólo se comunicó con el control al iniciar su turno, cuando abordó el .

La comunicación sólo se retoma una vez que el se estrella contra una de las cabeceras de la estación de Once, una de las principales de Buenos Aires, pero es la voz del guarda del convoy la que se escucha, donde pide al control el envío de ambulancias, bomberos y policías.

El del declaró el pasado viernes ante el juez que investiga los hechos que intentó frenar dos veces y que luego utilizó el freno de emergencia, pero los mecanismos no funcionaron.

El Marcos Antonio Córdoba, de 28 años, fue imputado por “estrago culposo” -delito para el que se prevé una pena de seis meses a tres años de prisión- y, tras prestar declaración indagatoria, quedó en libertad por decisión del juez.

En ningún momento de la grabación de la comunicación entre el y el controlador de tráfico se registró ningún inconveniente en la formación y jamás el conductor advirtió que el convoy tenía fallas en los frenos“, indicaron fuentes de la empresa TBA, a cargo del servicio ferroviario, en declaraciones al diario La Nación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.