July Natters

Parece que Eva Bracamonte Fefer perdió la confianza en su defensa y en el juicio que se le sigue por la muerte de su madre, la empresaria Miryam Fefer.

A decir de su amiga personal , con quien reside en el marco de arresto domiciliario, Eva dice que no tiene sentido haberse defendido.

Eva (Bracamonte) ya no cree en la defensa y piensa que no tiene sentido haberse defendido en este juicio”, señaló la amiga y confidente de la acusada por el asesinato de la empresaria Myriam Fefer, .

A un día del dictado de sentencia, luego que Bracamonte se desmayara y convulsionara el último viernes en plena audiencia, Naters, quien aloja a la procesada en su casa de Brarranco desde el pasado 7 de setiembre, dio a entender que ya perdió la esperanza de ser declarada inocente.

En tanto, Mario Bracamonte, padre de la acusada, llegó el sábado a Lima desde Trujillo para acompañar a su hija en la etapa final del juicio. Este indicó, según informa El Comercio, que espera que el tribunal absuelva a su hija, pero “esa  no parece ser la tendencia”.

De ser halladas culpables Bracamonte y Liliana Castro, recibirían sentencias de hasta 35 años de cárcel. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.