El ex presidente Suharto, que gobernó con mano de hierro Indonesia durante 32 años, murió el domingo en Yakarta a los 86 años, anunció un alto responsable de la policía.

El ex presidente Suharto, que gobernó con mano de hierro Indonesia durante 32 años, murió el domingo en Yakarta a los 86 años, anunció un alto responsable de la policía.

"Nuestro ex presidente murió a las 13H10" locales (06H10 GMT), declaró a la prensa Dicky Sondani, un responsable de la policía del distrito de Yakarta donde era tratado Suharto.

Su estado había sido calificado poco antes de "muy crítico" por el jefe del importante equipo médico que lo llevaba, el doctor Marjo Soebiandono.

Los medios de comunicación indonesios modificaron de inmediato sus parrillas para retransmitir en directo desde el hospital y mostrar a una de las hijas de Suharto deshecha en lágrimas.  El ex dictador estaba aquejado de problemas cardíacos, pulmonares, renales y digestivos, con síntomas infecciosos.

Durante sus últimas tres semanas de vida, su inhumación fue preparada abiertamente. La aviación militar puso a disposición cinco aparatos en Yakarta para transportar el féretro y a los familiares hacia el centro de la isla de Java, donde está previsto su entierro.

Los alrededores del panteón de la familia Suharto, cerca de la antigua ciudad real de Solo, fueron cuidadosamente limpiados, al tiempo que se desplegaron en el lugar efectivos de las fuerzas de seguridad.

Suharto, que dejó el poder en mayo de 1998 bajo la presión de manifestaciones en su contra, está considerado como el "padre del desarrollo" de Indonesia, pero también como el dirigente más corrupto del mundo.  El y su familia habrían amasado una fortuna de entre 15.000 y 35.000 millones de dólares, según las estimaciones.  Todas las tentativas judiciales en su contra fracasaron.

Redacción En Línea

Administrador de contenidos de Grupo Periodismo en Línea

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.