El Ken humano se convierte en Barbie y su próxima cirugía será cambio de sexo
Ken humano se transformó en Barbie y su próxima cirugía es cambio de sexo

El humano Rodrigo Alves, famoso por intentar emular a la pareja eterna de Barbie, acaba de anunciar que se ha convertido en una mujer transgénero.

Rodrigo, quien se hizo conocido en todo el mundo por una adicción a la que vio a la estrella gastar más de medio millón de libras inglesas, para alterar su apariencia, ahora decidió convertirse en una mujer trans.

Soy conocido como , pero por dentro siempre me he sentido como “. Así lo reveló Alves a The Mirror, y confesó que lleva tres meses viviendo como mujer de manera secreta.

https://www.instagram.com/p/B68t4fdlGjL/

Rodrigo, quien ahora es conocida con el nombre de Roddy ya ha recibido algunas inyecciones de hormonas para lograr esa apariencia femenina que desea. Ahora, por ejemplo, Alves ya usa un sujetador con copa D.

La estrella, que dice que su “cuerpo coincide con mi mente“, completará su transición con una cirugía de reasignación sexual el próximo año.

https://www.instagram.com/p/B67sdsPl3mt/

Roddy también se colocará implantes mamarios de silicona, se hará una ‘cirugía de feminización facial’, así como la extracción de la manzana de Adam.

Algunos otros cambios contemplan afeitarse la mandíbula y modificar la barbilla, además de extirparle el pene y los testículos.

¿Cómo se dio cuenta que era una mujer transexual?

Alves asegura que desde que es niño, usaba la ropa de su madre para vestirse como ella, además de que le gustaban más los juguetes para niñas.

Rodrigo también hizo una desgarradora confesión: sufrió intimidación y abuso sexual en la escuela, además de que sus compañeros le hacían burla porque parecía “femenino y débil”.

La estrella confesó que supo que quería hacer la transición durante una sesión de fotos en Nueva York en 2018, cuando le pidieron que se vistiera con ropa de mujer.

https://www.instagram.com/p/B662sAQl02q/

En Línea

Administrador de contenidos de Grupo Periodismo en Línea