Rafael Nadal y algo que ya no es novedad. Se coronó campeón del torneo Roland Garros por octava vez en su carrera.

La arcilla parisina es propiedad privada y su dueño es el tenista español (4° ATP). Hoy el natural de Manacor renovó al menos por un año más su franquicia sobre el Abierto francés del al derrotar a su compatriota David Ferrer (5° ATP) con parciales cómodos de 6-3, 6-2 y 6-3, obteniendo su cuarto título parisino de manera consecutiva y el octavo en total, estirando su ventaja como máximo ganador históricos en este torneo por encima del sueco Borg (6).

Sin tener un servicio eficaz, Nadal hizo gala como ya es costumbre de su potencia física para llegar a cada pelota y pegarle con una precisión letal buscando los ángulos – “él ataca defendiendo – , además de ser contundente cuando la bola le queda perfecta para su mano izquierda.

Con esos componentes, sus rivales pierden la calma tan solo cuando observan que los puntos ganadores efectuados por ellos, son devueltos de manera increíble por Nadal, quien genera puntos inesperados con sus devoluciones espectaculares.

En el primer set de esta final, Nadal quebró en el tercer game, pero de inmediato el valenciano (Ferrer) devolvió la gentileza y puso las cosas iguales. Nuevamente el manacorí consolidó una ruptura de saque para ponerse adelante 4-3, acto seguido ganó el siguiente set y precedido por sus devoluciones hacia las bandas desde el fondo logró cerrar el primer episodio 6-3 en 40 minutos

En el siguiente parcial, “Rafa” pegó primero y vulneró el servicio de Ferrer para colocarse 2-0 y luego hacer lo mismo en el sexto game con lo que estiró su ventaja 5-1.  Luego un incidente paralizó momentáneamente el partido, pues un aficionado entró al campo con una bengala.

En la reanudación el esfuerzo de Ferrer tuvo frutos ya que por segunda vez en el partido rompería el saque, pero en otro gran cierre  Nadal dejaría en cero a su rival con lo que se llevó el segundo por 6-2 en 54 minutos.

El tercer episodio tuvo el mismo comienzo que el anterior, pues Nadal ganaba puntos desde el fondo con su servicio y luego con el de Ferrer hasta llegar a un ideal 2-0. Ferrer niveló el marcador igualando a dos, pero la paridad se rompió en el octavo game cuando el valenciano cometió doble falta, beneficiando a Nadal, quien pasaría a ganar por 5-3. Finalmente, con su saque el de Manacor logró cerrar este parcial sin problemas en 42 minutos.

Dentro de las estadísticas Nadal lideró en puntos ganadores tras realizar 35 sobre 22 de su rival, y en errores no forzados el valenciano cometió 35 por 25 del capeón.

 Rafael Nadal logró el 12° Grand Slam de su carrera y se encuentra  a dos de Pete Sampras (14) y a cinco de Roger Federer (17), máximo ganador histórico en torneos de esta magnitud uniendo al Abierto de Australia, Roland Garros, Wimbledon y Estados Unidos.

Gracias a sus campeonatos en los años 2005, 2006, 2007, 2008, 2010, 2011, 2012 y 2013; Rafael Nadal sumó 59 victorias en el Abierto de contra una derrota, la cual sucedió cuando cayó en semifinales del 2009 ante el sueco Robin Soderling.

Foto. Web oficial de Roland Garros

Por: Luis Miguel Guerrero

Luis Miguel Guerrero

Periodista (redactor y reportero) de www.enlinea.pe

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.