Constituyente chavista levanta inmunidad de Juan Guaidó para enjuiciarlo

Síguenos en

El chavismo ataca de nuevo a Juan Guaidó y esta vez la Asamblea Nacional de dominada por el régimen de Nicolás Maduro, levantó la inmunidad parlamentaria del mandatario interino, reconocido por más de 50 países.

La de Venezuela (ANC), integrada solo por chavistas, despojó este martes de su inmunidad a Juan Guaidó y autorizó al máximo tribunal a enjuiciarlo penalmente por usurpación de funciones.

La Constituyente aprobó por unanimidad “autorizar la continuación del enjuiciamiento penal del diputado” Guaidó por parte del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ), anunció Diosdado Cabello, presidente del órgano que rige en Venezuela con poder absoluto.

La decisión fue tomada después de que ayer el presidente TSJ, Maikel Moreno, solicitara a la ANC “el allanamiento a la inmunidad parlamentaria” de Guaidó tras declararlo en desacato.

Momento de la votación que sanciona a

El TSJ abrió el pasado 29 de enero una investigación contra Guaidó por supuestamente usurpar las funciones del mandatario socialista, Nicolás Maduro, quien además lo acusa de planear un atentado en su contra.

El punto primero del decreto establece “autorizar la continuación del enjuiciamiento del ciudadano, diputado a la Asamblea Nacional, Juan Gerardo Guaidó Márquez (…) de conformidad con lo establecido en el artículo 200 de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela”.

“Estamos actuando en base a la Constitución”, afirmó Cabello, el cuadro más poderoso del chavismo después de Maduro. “Queda el Supremo autorizado y démosle el tiempo a la justicia”, agregó.

Dos asambleas

La Carta Magna establece que el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) es la “única autoridad que podrá ordenar, previa autorización de la Asamblea Nacional“, la detención y continuar el enjuiciamiento de los parlamentarios.

Pero la máxima corte, acusada de servir a Maduro, declaró al Parlamento en desacato en 2016 y considera nulas todas sus decisiones. Además, la Constituyente elegida en agosto de 2017 y desconocida por la oposición, rige como un órgano plenipotenciario al que deben supeditarse todas las demás instituciones del Estado. Y en la práctica asumió las funciones legislativas.

En ese sentido, Diosdado Cabello defendió la tramitación de la notificación del Supremo a través de la ANC afirmando que la Asamblea Nacional no funciona.

“No hay una Asamblea Nacional en ejercicio, está en desacato”, dijo, agregando que la carta magna “prevé el mecanismo de llamar a una asamblea nacional constituyente” y “por eso está llegando aquí la solicitud para continuar el juicio”.

Enlaces patrocinados
Enlaces patrocinados

¡Deja un comentario!

seis + cuatro =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.