Dionisio Romero Paoletti: “Keiko Fujimori no nos pidió el dinero”

Síguenos en

El presidente del Directorio de Credicorp , Dionisio Romero Paoletti, negó que el millonario aporte de US$ 3,6 millones a la campaña de la lideresa de Fuerza Popular, Keiko Fujimori, en 2011, sea dinero de los ahorristas de algún banco del grupo empresarial.

En declaraciones a El Comercio, Dionisio Romero, aclaró que Keiko Fujimori no solicitó el aporte para su campaña electoral del año 2011, sino que como empresa decidieron el aporte por el riesgo de que el chavismo tome el poder en el Perú.

“No, ella no nos pidió nada, no nos tocó la puerta. Más bien lo que vimos en coordinación con la gerencia es qué partido le podía hacer la pelea en la elecciones del 2011“, dijo Romero Paoletti.

Explicó que según las encuestas el partido que trascendía en ese momento era . “Entonces vimos que entre las herramientas que teníamos estaba solo la de apoyar a que un partido le pueda ganar en la lid de la democracia. Por eso es que decidimos apoyar al partido liderado por Keiko Fujimori”, precisó.

Factor chavista

Sobre el motivo para entregarle el dinero a Keiko Fujimori y Fuerza 2011, consideró que la amenaza del chavismo fue su principal motivación.

“Hacia finales del 2010 e inicios del 2011 el país estaba viviendo un momento muy difícil, un momento de zozobra ante la posibilidad de que un candidato financiado por el chavismo tomara el poder en el Perú”, explicó.

Añadió que incluso vieron como el presidente Hugo Chávez de Venezuela había hecho explícito su interés de exportar su política de socialismo del siglo 21 e inclusive invertía y gastaba millones de dólares en las campañas de los candidatos que eran afines a su pensamiento.

“Entonces veíamos que era una situación súper crítica y que en el Perú eso se traducía en el candidato Ollanta Humala y la Gran Transformación. Habíamos visto como Ollanta Humala aparecía en la televisión, en las reuniones que televisaba Chávez como su punta de lanza para las elecciones del Perú”, comentó.

Dionisio Romero recordó además que había versiones periodísticas del hallazgo de millones de dólares en la valija diplomática venezolana que aparentemente iban para financiar esa campaña.

“Entonces era una situación súper delicada, peligrosa y excepcional en la política peruana. Ante ese riesgo nosotros decidimos hacer algo al respecto, riesgo para las empresas que lidero y para toda la economía del Perú y posiblemente para nuestra democracia”, explicó.

El contacto

Pero Dionisio Romero contó además que como él no tenía contacto con Keiko Fujimori, solicitó a su amigo Martín Pérez -ex congresista y ministro- que lo ayudara a contactarla.

“Como yo no tenía contacto con la señora Fujimori le pedí a mi amigo de toda la vida Martín Pérez que nos haga el contacto, él sí la conocía. Yo le pedí que nos haga ese contacto y nos coordine las reuniones que fueron en la casa de Martín Pérez”, comentó.

Además recordó que hubo una primera reunión donde yo le indicó a Keiko Fujimori y dónde habría estado Jaime Yoshiyama, que “queríamos apoyar su candidatura, su partido, por las razones que acabo de explicar”.

En un maletín

Respecto a cómo le entregó el dinero a Fuerza 2011, Dionisio Romero contó que fue en un maletín y en efectivo, pero en varias armadas a medida que la campaña avanzaba. “Fueron seis o siete armadas, el dinero en un maletín y en efectivo“, contó.

“Yo decidí que fuera así en efectivo porque yo tenía mucho miedo a las represalias que pudieran haber habido si es que ganaba un candidato de corte chavista. Habíamos visto cómo es que en Venezuela tratan a los empresarios y a los opositores de Chávez”, explicó.