Cuidado con las quemaduras e intoxicaciones por pirotécnicos alerta Minsa

Especialista del SAMU brinda recomendaciones para prevenir accidentes por pirotécnicos durante fiestas navideñas y año nuevo

Cuidado con las quemaduras e intoxicaciones por pirotécnicos alerta Minsa
Síguenos en

En el mes de diciembre el uso de pirotécnicos es frecuente, sin tomar en cuenta los múltiples daños que ocasionan como lesiones en el cuerpo por quemaduras o mutilaciones, contaminación ambiental por humo y conductas agresivas en perros y felinos, dijo Carlos Malpica Coronado, director ejecutivo del Sistema de Atención Móvil de Urgencias (SAMU), del Ministerio de Salud.

Agregó que las atenciones por quemaduras ocasionadas por juegos aumentan en 300% en las áreas de emergencia, afectando principalmente a niños y adolescentes.

Las zonas comprometidas con mayor frecuencia son manos, ojos y oídos, en ese orden. Sin embargo, también se producen intoxicaciones mortales si son ingeridos.

En ese sentido, el especialista recomienda que en los primeros minutos de producida la quemadura y se observe enrojecimiento, ardor e hinchazón de la piel, se debe retirar la ropa y objetos que cubran la zona, para luego refrescar con agua por 15 minutos y cubrirla con una venda o tela limpia y seca. Además, prohibió el uso de hielo, ungüentos y verduras para refrescar la zona afectada, estos pueden lesionar e infectar aún más los tejidos.

Por otro lado, cuando la quemadura es de segundo grado, es decir que la piel presente ampollas, se recomienda no reventarlas, solo enfriar con agua e inmediatamente buscar atención médica en un establecimiento de salud.

Si la persona afectada tiene daños a nivel ocular, lo recomendable es usar una compresa fría y liviana para reducir el dolor. Posteriormente, colocar un vendaje que cubra el ojo para evitar el parpadeo y prevenir que el cuerpo extraño siga causando una lesión mayor.

Adicionalmente, advirtió que estos productos pueden provocar daños temporales o irreversibles en oídos, debido a la onda auditiva que se genera durante las explosiones prolongadas y de niveles superiores a los 90 decibeles, ya que el sistema auditivo humano es capaz de soportar intensidades menores a dicha cifra.

Con relación al fallecimiento de un niño de 8 años que ingirió un “rascapié” en Sullana y le provocó una falla hepática por el consumo de fósforo blanco, elemento químico con que se elabora el referido producto; el Director del SAMU recomienda a los padres de familia no dejar que los menores manipulen pirotécnicos, para prevenir accidentes que dejan marcas físicas y psicológicas en los afectados.

Del mismo modo, hizo especial énfasis en señalar que estos artefactos nunca deben ser prendidos en lugares cerrados pues pueden provocar daños mayores como incendios asociados.

Finalmente, de presentarse una situación de urgencia o emergencia, las personas deben llamar de inmediato a la Central 106 del SAMU para ser atendidos y orientados por profesionales de la salud. La llamada y atención son totalmente gratis.

Enlaces patrocinados
admin

Administrador de contenidos de Grupo Periodismo en Línea