A pesar de que muchos colegios ya plantean el regreso a clases presenciales, padres de expresaron sus preferencias en la modalidad de clases. Según cifras de la última encuesta realizada por la Asociación Nacional de Padres de de Escuela de Formación Básica (ANAPEF), más del 70% de los encuestados prefiere mantener las clases virtuales.

 “La básica es un tema que debería tener toda la atención posible, sin embargo, resulta muy preocupante la ambigüedad del al hablar de las posibles medidas que se tomarían”, comentó Agnieszka Céspedes, fundadora de ANAPEF.

“El de mencionó que no es necesaria ninguna vacuna para retornar a las clases presenciales, pero, ¿quién asumiría la responsabilidad del contagio? Hay muchos aspectos que se deben considerar, como el transporte que usarán los para llegar al colegio o la clase de contacto que tendría con su profesor; quien tampoco habría sido vacunado, exponiendo no solo a los alumnos y sus familias, sino también a los docentes y personal administrativo de los ”, agregó.

A esto, se suman más preocupaciones. En el caso de los privados, una anterior encuesta de ANAPEF reveló que más del 35% de están aumentando sus pensiones aún cuando mantendrán las clases virtuales. La educación pública tampoco deja de ser un dolor de cabeza para las familias. A mayo de este año, el MINEDU recibió más de 150 mil solicitudes de traslados a colegios públicos, y aún hay solicitudes que están pendientes de responder. Es decir, se requeriría un trabajo extraordinario para adaptar la infraestructura de estos colegios, que permita recibir a todos estos alumnos sin descuidar los protocolos de bioseguridad.

Céspedes recordó que, a la fecha, el reglamento del Decreto de Urgencia 02-2020 aún no ha sido publicado. Este decreto, promulgado en enero de 2020, permitiría la devolución de la cuota de ingreso, monto que muchos colegios exigen a los padres de familia.

Además del transporte, otro aspecto que se debería considerar es el impacto financiero que podría involucrar el tener clases presenciales. La pandemia ha golpeado duramente a la economía familiar, y a esto tendrían que sumar la de mascarillas, cuya cantidad ascendería a 40 mascarillas mensuales por cada alumno.

Dato

La encuesta, realizada a más de 2,100 padres de familia de diversas instituciones privadas, arrojó también que el 2% prefiere las clases semipresenciales; y un 1% aún no decide qué modalidad de clases preferiría.

En Línea

Administrador de contenidos de Grupo Periodismo en Línea