La portada de Charlie Hebdo tras atentado criminal en Francia

Tras la muerte de 12 personas, entre ellos varios dibujantes y , el semanario satírico Charlie Hebdo lanza su portada desde el del pasado miércoles que puso a en los ojos del .

Como era de esperarse, una imagen del profeta Mahoma con el cartel “Je suis Charlie” (“ Charlie”, en ) pero con el añadido “Todo está perdonado”, es la tapa principal de la publicación.

El director de la revista, Stéphane Charbonnier, alias “Charb”, y tres de sus dibujantes, Cabu, Tignous y Wolinski, fueron asesinados por dos que irrumpieron en la redacción. Los “sobrevivientes” decidieron continuar con la publicación del semanario. Esta edición, siguiendo la línea de las anteriores, se publicará el miércoles.

Tendrá “los peores horrores sobre el cristianismo, el judaísmo y el islam”, según prometió el equipo editorial. La tirada será de 3 millones de ejemplares, contra los 50.000 que eran publicados normalmente. También será traducida a 16 idiomas.

Ya el de la editorial, Richard Malka, había adelantado que el próximo miércoles no variaría el sumario de notas y caricaturas de Charlie Hebdo y que contendría viñetas del profeta Mahoma, causantes de la furia de los extremistas.

Malka describió, además, cuál es el espíritu del semanario, que no se verá alterado a pesar del que se cobró la vida de 10 empleados de la revista, entre dibujantes, columnistas y , y de dos policías de la custodia. “El humor sin autocrítica no es humor. Nos burlamos de nosotros mismos, de los políticos, de las religiones, es un de la mente que es necesario tener”, manifestó.

“El de ánimo de Charlie es el del derecho a la blasfemia”, sintetizó. “Nunca criticamos a un judío porque sea judío. O a un musulmán porque sea musulmán, o a un cristiano porque sea cristiano. Pero tú puedes decir cualquier cosa que quieras, los peores horrores -y lo hacemos- sobre cristianismo, judaísmo e islam, porque detrás de los lindos eslóganes, está la realidad de Charlie Hebdo”, sostuvo.

Como se recuerda, el ataque contra Charlie Hebdo fue seguido por el de una a manos de otro extremista islámico el jueves, que al día siguiente se atrincheró en un supermercado kosher cerca de París y mató a cuatro judíos.

Ese mismo día, los dos que asesinaron a los miembros del semanario fueron cercados en una imprenta cercana al de Charles De Gaulle. Los tres atacantes fueron abatidos por las fuerzas de .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.