Periodismo en Línea
Noticias del Perú y el mundo

Clausuran dos hostales donde se ejercía la prostitución clandestina

Igual suerte corrieron tres bares que suministraban clientes a dichos establecimientos donde se ejercía prostitución clandestina

Un duro golpe a la clandestina asestó la Municipalidad de Lima luego de clausurar dos locales donde con el consentimiento de sus administradores y encargados se ejercía el meretricio, ambos ubicados en la cuadra 10 del Jr. Contumazá, a escasas cuadras de la Plaza San Martín y el Jurado Nacional de Elecciones.

En el hostal Galaxy 2, situado en el numeral 1044 del citado jirón, personal de las gerencias municipales de Fiscalización, Sanidad y Defensa Civil, acompañados por la Policía Nacional, constató que sus trabajadores hacían la vista gorda ante la evidencia que en su interior mujeres y clientes transaban por sexo.

Allí, en dormitorios inundados de preservativos usados, colchones en mal estado y sabanas sucias por todo tipo de fluidos, se encontraron a 5 mujeres acompañadas por igual número de clientes. Aunque pretendieron hacerse pasar por parejas alojadas temporalmente en la hostería, terminaron por rendirse ante la cantidad de evidencias.

LEA MÁS: Se busca: recompensa por estos 20 denunciados por feminicidio

Los encargados de una casona ubicada en el 1024 del mismo jirón, no se quedaban a la zaga en la carrera por favorecer de manera clandestina el más antiguo oficio en la zona. Adentro ellos habían acondicionado cinco estrechos cuartos usando delgadas planchas de triplay, donde en medio de espacios igual de calamitosos, adultos pagaban por placer.

Jhon Ortiz, subgerente de Fiscalización y Control de la comuna limeña, afirmó que los locales carecían de licencia de funcionamiento y que tras ser clausurados, todo su mobiliario hotelero fue decomisado. “Estos funcionan coludidos con los bares de las inmediaciones pues es de allí de donde pasada la medianoche provienen la mayor cantidad de sus clientes”, refirió.

Al respecto, personal municipal también ingresó a 3 bares restaurantes que de alguna manera favorecían el ilegal oficio. En el 1038 del Jr. Contumazá funcionaba el Bar Restaurante Lucy en cuyo interior se vendía gran cantidad de cerveza; en su cocina abundaban los insectos como moscas, arañas. La campana extractora estaba llena de suciedad y grasa caía sobre la comida y las ollas donde estaban los platos ya preparados.

Entretanto, en la Bodega Bar Tacna, ubicada en Contumazá 1017 y en el Bar del numeral 1040, personal de Defensa Civil detectó graves infracciones a la seguridad, situación agravada por el hecho que ambos establecimientos no contaban con licencias para funcionar.

Los cinco locales fueron clausurados temporalmente por 30 días y sancionados con 1 UIT. “De comprobar que estos establecimientos luego del levantamiento de sus observaciones continuaran con esta misma práctica se les revocara sus licencias definitivamente”, puntualizó el funcionario edil.

Te puede interesar