En la actualidad no existe un nutricional específico frente a la COVID-19. Las pautas de alimentación están dirigidas a mejorar el estado general, sobrellevar los síntomas generados por la infección y mantener una adecuada hidratación, señaló el médico especialista del Ministerio de Salud (Minsa), Mario Izquierdo.

El galeno recalcó que una dieta balanceada, la realización del ejercicio físico y la adecuada ventilación de los espacios donde vivimos o compartimos contribuyen a mantener un buen estado de en las personas.

“En ningún caso, la alimentación, por sí misma, evita o cura la enfermedad a consecuencia del coronavirus o por cualquier otro agente infeccioso. Asimismo, no existe ningún ‘alimento o brebaje milagroso’ que prevenga o cure la ”, sostuvo.

En ese sentido, si bien no hay sola comida o suplemento contra el coronavirus, sí es importante fortalecer el sistema inmunológico a través del de , verduras y integrales o de grano (arroz, trigo, pasta, entre otros) y legumbres; así como de lácteos (leche, yogur), preferentemente bajos en grasa.

También refuerzan las defensas las carnes de aves (pavo y pollo), el y el evitar los alimentos procesados que aumentan el riesgo de sobrepeso u , los cuales pueden provocar cuadros graves de .

“Asimismo, es importante mantener una buena hidratación. El de debe incrementarse de 1.5 a 2 litros diarios”, acotó.

Izquierdo explicó que el confinamiento en el domicilio puede favorecer la reducción del ejercicio físico e incrementar las conductas sedentarias. “Por ello, las personas deben establecer rutinas de actividades y caminata aún dentro de la casa. Esto sumado a la dieta, reduce el riesgo de padecer enfermedades crónicas”, remarcó.

Agregó que una buena ventilación de la vivienda garantiza la circulación de aire para evitar la concentración y propagación de partículas virales, entre ellos, de SARS-CoV-2.

En Línea

Administrador de contenidos de Grupo Periodismo en Línea