Política

Murió el terrorista Abimael Guzmán, proponen su cremación y desechar cenizas en el mar

Abimael Guzmán Reinoso, el cabecilla de la organización terrorista Sendero Luminoso, falleció hoy a las 06:40 horas, confirmó la jefa del Instituto Nacional Penitenciario (Inpe), Susana Silva.

El responsable de la muerte de más de 25 mil personas en el Perú, permanecía en el penal de máxima seguridad ubicado en la Base Naval del Callao y días previos recibió tratamiento en un hospital local.

Según explicó la jefa del INPE, tras la muerte del terrorista se activó el protocolo correspondiente, que implica una comunicación al Ministerio Público para corroborar el deceso y luego remitir el cuerpo a la morgue.

“En eso nos encontramos en este momento”, informó Silva. Tras referir que las causas de la muerte las determinará la morgue en su informe, recordó que el interno presentó un deterioro en su salud desde el pasado 13 de julio.

Dicha condición, mencionó Silva, motivó que tuviera que ser trasladado a un centro hospitalario, lo cual se concretó el 20 de julio, para recibir atención geriátrica.

Indicó, además, que Guzmán recibió el alta médica el 5 agosto y desde entonces era monitoreado en el tópico del Centro de Reclusión de la Base Naval del Callao.

Anteayer, dijo, se reportó que estaba débil y en la víspera un médico del Ministerio de Salud lo atendió. Hoy estaba prevista una segunda atención.

Cenizas arrojadas al mar

Para el exministro del Interior, Fernando Rospigliosi, los restos del genocida no deben sepultarse y menos incentivar lugares de culto para un asesino.

“Los restos del mayor criminal de la historia peruana, deberían ser cremados y las cenizas arrojadas al mar. Nada de ceremonias ni de crear lugares de culto para un asesino”.

Fernando Rospigliosi, exministro del Interior.

Esta publicación fue modificada por última vez el 11 de septiembre del 2021 - 13:33:42 1:33 pm

Administrador de contenidos de Grupo Periodismo en Línea

Escribe un comentario
Compartir
Publicado por