Sunedu
Sunedu

Con la firma del presidente Pedro Castillo, el Poder Ejecutivo observó la autógrafa de ley aprobada por el Congreso que modifica el consejo directivo de la Superintendencia Nacional de Educación Superior Universitaria (Sunedu) y que según esepecialistas atenta contra la .

Mediante un oficio dirigido a la titular del Congreso, , el Gobierno indicó que, al retirar la rectoría del Ministerio de Educación sobre la política de aseguramiento de la calidad de la educación superior universitaria, dejándola acéfala, la autógrafa es contraproducente para la implementación de esta.

Según remarcó, resulta imprescindible que haya una única estrategia y un horizonte claro respecto de un tema tan fundamental para el desarrollo del país, como el tema universitario.

De igual forma, advierte que la autógrafa parte de la suposición errónea de que la Ley N° 30220 (Ley Universitaria) supone una violación, amenaza cierta o inminente vulneración a la autonomía universitaria, ya que, por el contrario, la reconoce y desarrolla en extenso sus dimensiones (régimen normativo, de gobierno, académico, administrativo y económico), en estricta concordancia con el artículo 18 de la Constitución.

Recuerda, además que la Ley N° 29158, Ley Orgánica del Poder Ejecutivo (LOPE), establece que es iniciativa del Poder Ejecutivo la creación y disolución de organismos públicos como la , y establece que todas las entidades públicas deber estar adscritas a un ministerio.

“En consecuencia, la autógrafa de ley es contraria al bloque de constitucionalidad, en tanto que mediante ella el Poder Legislativo extingue a la como organismo técnico especializado, crea una Sunedu como una categoría distinta (además de inexistente en la LOPE como lo es un “ente autónomo”) y retira la adscripción de al Minedu”, detalla el oficio.

De esta manera, añade, al invadir competencias exclusivas del Poder Ejecutivo, la autógrafa de ley, en tanto iniciativa del Congreso, también vulnera los principios constitucionales de separación de poderes y de competencia.

Asimismo, refiere que, en caso se interprete que la autógrafa está creando un organismo constitucionalmente autónomo, como señala el dictamen del Congreso que le sirve de antecedente, estaría yendo en contra del artículo 206 de la
Constitución, pues para ello debe atravesar necesariamente el procedimiento de reforma constitucional.

Observación a la autografa sobre la ley de la contra reforma universitaria by Antonio Manco on Scribd

El argumento

Para el Ejecutivo, la autógrafa afecta el ámbito de actuación de la Sunedu y el rol del Estado de garantizar la calidad de la educación superior, pues ya no tendría potestad para aprobar o denegar las solicitudes de licenciamiento de facultades, escuelas y programas, que quedarían exentas de control de calidad, y de aprobar condiciones básicas de calidad, en detrimento del derecho constitucional de la población.

En adición a ello, advierte que la autógrafa atenta contra la imparcialidad objetiva, autonomía e independencia funcional de la , al incorporar a tres miembros en su consejo directivo que representan directamente los intereses de los sujetos regulados ( públicas y privadas), y elegidos directamente por los rectores (instancias de gobierno de las y presidentes de las asambleas universitarias).

Dicha situación implicaría el alejamiento del actual modelo de gestión de la , que garantiza su imparcialidad y que, según el Tribunal Constitucional (TC), es constitucional; así como el acercamiento al esquema organizacional que tenían la Asamblea Nacional de Rectores (ANR) y el Consejo Nacional para la Autorización de Funcionamiento de , que generaba un estado de cosas inconstitucional, añade el oficio.

Redacción En Línea

Administrador de contenidos de Grupo Periodismo en Línea